Cine en las Arribes del Duero

Cine en las Arribes del Duero
Doctor Zhivago, La Cabina, Del Pirineo al Duero...

Mapa de La Ribera del Duero en 1641, durante la invasión portuguesa

Cascada del Remolino. ARRIBES DEL DUERO

lunes, 1 de febrero de 2016

TORRE ROMÁNICA DE CORPORARIO

Vistas de la plaza de CORPORARIO desde el rosetón visigótico situado en la TORRE de la iglesia románica. Esta joya del siglo XIII es una de las pocas iglesias románicas que se conservan sin prácticamente alteración. Podemos decir que es una clara muestra de cómo se construían estas iglesias rurales, y con poco capital para la obra.

Se tiene datada un poco posterior a 1265, año del préstamo del Cabildo de Salamanca.


El primer documento histórico en el que aparece Corporario es de 1265, en copia documental de 1345, en el que se refiere al préstamo de la «Yglesia catedral de la ciudad de Salamanca» para la construcción de la iglesia «Summa Libro a todos los préstamos que la iglesia Catedral de la Ciudad de salamanca ha e tiene en la dicha ciudad e en sus tierras e término e en la villa de Ledesma e en su término...».3
En 1315, en las Cortes de Castilla y León celebradas en Burgos, figura como Darios y en 1600, aparece registrado bajo el nombre de Corporario. Así, el actual topónimo significaría algo así como "(donde está enterrado el) cuerpo de Darios", uno de sus primeros señores feudales.
Rosetón de origen pre-románico en la Torre de Corporario, de origen visigodo. Foto de Roberto Rodríguez Gobernado.

Por fuera, la vista de esta obra de arte es:



El ventanal está hecho de una sola pieza en granito, y no se le partió al artista. ¿Os imagináis labrar esta joya en forma de cruz griega en una pieza entera sin que se le rompa?. Era un maestro con muchas horas labrando piezas así, no un ayudante cualquiera...seguramente fue contratado un maestro de la cantería para dirigir la obra, que viajaría de encargo en encargo por aquel reino del Alto Medievo, mucho antes de que se conformara el Reino de León.

sábado, 23 de enero de 2016

Los 50 años de DOCTOR ZHIVAGO en SALAMANCA

Se está celebrando ahora el cincuentenario del estreno del mítico filme DOCTOR ZHIVAGO (DAVID LEAN, 1965).

La efeméride ha sido muy recordada y con gran visibilidad en una capital como Soria, donde el director británico decidió filmar parte de los exteriores.

Otro punto clave de la filmación fue nuestra provincia, de hecho el inicio de la trama con los trabajadores desfilando por los túneles, y la coronación de la Presa de Aldeadávila (Iberdrola) y las tomas finales en las que Alec Guinness explica a Rita Tushingham que ella es la hija ilegítima o natural de Lara y Doctor Zhivago se desarrolla en las casetas de obra de los facultativos de la hermosa presa, y las impresionantes imágenes de la presa aliviando a tope, el arco iris...


Rita Tushingham sólo tuvo dos semanas, las últimas del mes de julio, para desarrollar su papel, siempre en la Presa de Aldeadávila de la Ribera -Aldeadavila dam-. Un papel secundario, pero que da sentido completo a la historia.

Esta bellísima historia de amor sólo se puede entender en este doble plano temporal, el hermano de Doctor Zhivago rememora los tiempos de la revolución rusa, y de la historia de amor de su hermano. Hay más puntos a destacar como la infidelidad de Zhivago, en tiempos de dictadura, y los cantos socialistas llamando a la revolución en tiempos del puro franquismo.






David Lean vuelve a ensayar con éxito parte de sus montaje de "Puente sobre el río Kwai" como la marcha larga de los soldados, el tren como elemento en movimiento, el agua y su enorme fuerza, y la similitud entre la explosión del puente y la fuerza tremenda de los aliviaderos de la presa de Aldeadávila.

Aunque están en inglés estos videos, en ellos se explica cómo se realizó el rodaje en la Presa de Aldeadávila, durante aquellas dos semanas del verano



BFI Courtenay and Tushingham explanation

En esta entrevista que hace el British Film Institute a Rita Tushingham y Tom Courtenay acerca de su experiencia en Doctor Zhivago, cuentan anécdotas muy interesantes, como aquella en que los extras del pueblo de Aldeadávila, después de largas horas desfilando en la coronación de la presa, con mucho calor se cansaban y pedían: ¡agua, agua!, o de la enorme impresión que le produjo a Rita nuestro paisaje, y estar filando en el fondo del cañón del Duero...

David Lean presents Dr Zhivago




Al final de la entrevista se le pregunta a Rita por sus recuerdos del momento de la filmación del famoso arco iris brillando en la Presa, y contesta "Nothing at all, is the end"..."nada en absoluto, era el final del filme".


La Presa de Aldeadávila, junto con Salamanca, La Alberca y Villavieja de Yeltes son los escenarias preferidos en nuestra provincia para escenarios de producciones cinematográficas.

En esta obra artística y de la ingeniería se ha grabado los famosos NO-DO de Matías Prats, las obras de López Heténer como "DEl Pirineo al Duero", "La cabina", "Doctor Zhivago", "Iberdrola en tiempo de Vals" de Julio Medem..."Moscow in Madrid", "Dr. Zhivago: detrás de las cámaras".

Puedes leer también: pincha el enlace directo

DR ZHIVAGO 1964-1965 su rodaje

DR ZHIVAGO los PERSONAJES

FOTOGRAMAS de DR ZHIVAGO 1965

DR ZHIVAGO en TVE1

LA CABINA 1972: PARQUE SALIDA LINEAS

COMO SE GESTO LA CABINA de ANTONIO MERCERO

LA CABINA: Taller de Azuqueca de Henares

Iberdrola en TIEMPO DE VALS Julio Medem

El SALTO de ALDEADÁVILA: ESCENARIO CINEMATOGRÁFICO

JOSE LUIS LOPEZ VAZQUEZ en ALDEADAVILA

DR ZHIVAGO: su rodaje en ESPAÑA CURIOSIDADES

De como DAVID LEAN no pudo con los ALDEAVILUCOS

HOLLYWOOD en LAS ARRIBES DEL DUERO

ALEC GUINNESS en JULIO DE 1965

DAVID LEAn. PUENTE SOBRE EL RIO KWAI y DR ZHIVAGO

Aldeadavila Dam little secrets I

martes, 12 de enero de 2016

La Regencia de Fernando de Antequera 1407-1416

La Historia diferente de las Arribes del Duero parte 121.

Desde Aldeadávila de la Ribera, Corazón de las Arribes del Duero. SALAMANCA

A la muerte del rey Enrique III, se nombran los regentes del reino: el infante D. Fernando y la reina viuda Dª Catalina de Láncaster, y toman posesión de sus cargos el 15 de enero de 1407. Rápidamente, se convocan las Cortes de Segovia: el 27 del mismo mes[1].
Fernando iba a tener un papel primordial en la región leonesa del reino: en él primaban el ideal caballeresco, las guerras contra Granada y el afán centralizador, era el hijo 2º del monarca Juan I, hermano por tanto del rey difunto. Poco antes de asumir la regencia se había casado con Dª Leonor de Alburquerque, uniendo así las dos mayores fortunas y posesiones de señoríos del reino: Fernando aportaba la parte vallisoletana y burgalesa con los territorios de: ducado de Peñafiel y Señorío de Lara, Medina del Campo, Olmedo, Cuéllar, San Esteban de Gormaz, Castrojeriz, Villalón y Urueña, mientras que su esposa entregaba los señoríos de Haro, Ledesma y Alburquerque. Así mismo Fernando detentaría las Órdenes de Santiago y de Alcántara.
Preocupó a D.Fernando la idea de que, a su muerte sus hijos le sucedieran y ocuparan cerca del monarca el mismo lugar que él ocupaba como protector de la nobleza. En realidad, ellos convirtieron el Consejo Real de Castilla en el organismo supremo de Gobierno, más allá incluso, de la voluntad del monarca.
La corregente Dª Catalina mantuvo una actitud cambiante y de desconfianza hacia el buen trabajo de su cuñado D.Fernando, provocando que no fructificaran algunas de las medidas centralizadoras de Fernando. La falta de entendimiento entre los dos regentes obligó a la división entre ambos del territorio castellano-leonés, en dos grandes provincias:
Correspondió al infante la mitad de Castilla, contada desde los puertos de Guadarrama, incluyendo además sus propios señoríos: Peñafiel, Alburquerque y Ledesma, Lara, Alba de Tormes, Ayllón, etc. En esta zona estaba la mitad norte de Castilla, y los núcleos principales  de las Órdenes de Alcántara y Santiago, maestrazgos que hizo pasar después a sus hijos: este hecho provocó un nuevo motivo de intrigas para algunos consejeros, aunque ninguno se atrevió a dar un paso más adelante.
En enero de 1408 Dª. Catalina le protesta por algunas decisiones del infante Fernando en su provincia, como la decisión de labrar moneda, y haber dado diversas mercedes a mucha gente bajo pretexto de abonar más sueldos.
La concordia entre ambos, no sin necesidad de grandes concesiones por parte de Fernando se ultimó en el Alcázar de Guadalajara, el 23 de junio de 1408. Poco después, Dª. Catalina  va perdiendo poco a poco a sus consejeros, lo que hace que se le restrinja su influencia en la regencia.
El período de 1408 a 1412 es el decisivo para Fernando, gracias a la conquista que realiza de la plaza de Antequera, su elección como Rey de Aragón y por el gobierno cada vez más personal que realiza hábilmente en Castilla. También dicta disposiciones y -esto es lo más importante para nosotros-, en las que reforma la administración de las ciudades, sanea la vida ciudadana y trata de corregir abusos que se estaban dando en las principales poblaciones y villas del reino, llegando incluso a obligar al destierro a personajes hostiles. Con estos éxitos notables, en adelante no habrá en el período de regencia más autoridad que la de Fernando.
Cuando marcha finalmente a Aragón, decide, no obstante mantener la regencia, lo que le obliga a un esfuerzo grande, y algunas de las decisiones en adelante se retrasarán notablemente; además de ello, se originan gastos cuantiosos para las embajadas y viajes de nobles a la corte aragonesa para resolver asuntos, lo que provoca una pérdida de moneda en Castilla. Todos los historiadores, no obstante, están de acuerdo en señalar éste como un período de paz y estabilidad para Castilla.
Lo que más afecta a nuestra tierra fronteriza leonesa es que se reanuda el comercio exterior y se decide aumentar la seguridad en la frontera con Portugal y Francia. Se retoma en los municipios el nombramiento de corregidores.

Basamentos de las llamadas Cruces de santiago en Aldeadávila de la Ribera. Tienen una datación aproximada del año 1500, y fueron reutilizadas, una vez se demolió la ermita de Santiago en el Vía Crucis. Merecen ser conservadas como patrimonio histórico artístico de Aldeadávila.
Aparte de las pérdidas de rentas a favor de Aragón, en mayo de 1408 regresa el infante D. Juan , hijo de Fernando de Aragón, escoltado por muchos caballeros de su partido aragonés, y el 2 de junio de dicho año muere la corregente Catalina de Láncaster.
En los primeros años después de su muerte, el arzobispo de Toledo Sancho de Rojas intentaba gobernar atrayéndose hacia su partido a Juan Fernández de Velasco y a Diego López de Stúñiga, y limpió la corte de favoritos de la reina. El rey niño pasó al custodio de su persona. Éste es el grupo que ostenta el poder de 1416 a 1418. Finalmente regresa el infante Juan a Castilla, y se hace casar al rey Juan II con María de Aragón, hija de Fernando. Con la muerte de éste, cambia la situación otra vez para peor, generándose nuevas luchas de bandos nobiliarios, y un confusionismo general, que marcaría el reinado de Juan II.


[1]         Pascual Martínez, Lope: “La cancillería real castellana durante la regencia del infante don Fernando de Antequera”, p.179.

viernes, 8 de enero de 2016

El empleo y la educación

El fracaso del capitalismo y sus parches.

Los sectores y las actividades que generan empleo entre la población va cambiando continuamente. Poblaciones, ciudades que eran muy prósperas hace 50...70 años, en la actualidad son pobres, sin empleo, sin renovación.

Detroit sede de los principales centros manufactureros de la industria automovilística de EEUU (USA) es un ejemplo paradigmático de la falta de empleo, y de los vaivanes de la economía, que han acabado por arruinar y transformar una de las ciudades más ricas de los USA. En 1900 tenía 286.000 habitantes, pasando en 1950, momento culmen del empleo automovilístico a 1.850.000 personas, desde entonces, la automatización del proceso productivo no ha parado, y se ha destruido mucho empleo tradicional. La población actual es de 710.000 habitantes, y no para de descender. No ha habido un recambio...y en el paisaje urbano se nota...

Fábricas inmensas abandonadas, derrumbes, edificios ruinosos sin techumbre, calles ruinosas. Es la imagen que el postmoderno capitalismo estadounidense no le gusta mostrar al resto del mundo.





La propia guerra de Secesión norteamericana tuvo su origen último en el empleo, en la economía. Los hasta entonces ricos estados sureños veían en la abolición de la esclavitud, la pérdida de su riqueza basada en una mano de obra baratísima con la que se roturaban los campos para producir algodón.

El algodón también fue la principal fuente de riqueza de los primeros tiempos de Brasil, transformándose después en el cultivo de café, del caucho...

En un afán por producir más, y ahorrarse mano de obra, la mecanización nació no sólo en los últimos decenios de la Revolución Industrial del Reino Unido, sino principalmente en los EEUU de América, donde los grandes inventores, los mecanizadores no pararon de inventar máquinas y útiles para mejorar el rendimiento de sus campos durante todo el siglo XIX, y en un imparable impulso tecnológico se fueron sustituyendo los braceros por rudimentarios tractores, que cada vez daban más rendimiento.

Esta misma mecanización, automatización se fue dando en la industria, que era la heredera del empleo del sector agrícola. Yo mismo he visto ya la robotización y automatización de plantas químicas norteamericanas en los primeros año 80, cómo una planta química se gobernaba con tres empleados, completamente automatizada.

Este es el gran fracaso del capitalismo en el que vivimos: la falta de empleo. La razón intrínseca del capitalismo es el capital, la tenencia de dinero, a base de la creación de empresas dirigidas por el gran capital. Su proceso productivo busca ahorrar costes, en base automatizar la producción y no necesitar empleo alguno.

Las mismas entidades bancarias están en un proceso de cierre de sucursales, unas colas enormes esperando a la ventanilla o al gestor, sobresaturado de trabajo. No existen proyectos empresariales a los que prestar capital, así que estos bancos se dedican a cobrar comisiones por depositarles tu dinero, incluso si haces las gestiones on-line también te cobran comisiones, y además, te estás cargando el empleo.

El capitalismo, consciente de que sin dinero en las masas obreras, nadie les va a consumir sus productos, trata a través de sus defensores, que son los políticos de poner "parches", que son cortinas para esconder la tremenda realidad: la creciente pobreza del pueblo. Estos caramelitos que nos dan son "el bono social", la "renta mínima garantizada", las "pensiones no contributivas", las "ayudas sociales". Pero en el fondo, el pueblo cada vez está más empobrecido. 

El empleo agrícola despareció de nuestros pueblos ya en la década de 1950, las grandes infraestructuras como las presas, las traídas de aguas, las carreteras también han desaparecido en los últimos años.

España está dejando de ser un país industrial, para convertirse en un país de míseros minijobs en los servicios, en el sector turístico.

La única solución que se me ocurre es mejorar la Educación de nuestros jóvenes, prepararles para la ciencia futura, pero sobre todo para aquellos puntos en los que los robots no pueden competir con nosotros: la creatividad, la obra de arte. 
Es necesario abandonar la castrante educación actual, que no potencia la imaginación y el desarrollo personal de nuestros niños, potenciar la labor educativa de nuestros profesores, y acercar los servicios a nuestros pueblos: justo lo contrario de lo que están haciendo nuestros políticos.

Los políticos, gente mediocre donde los haya en cuanto a formación y miras, tratan de gestionar los servicios públicos como si de empresas capitalistas se tratara, buscando una inaudita rentabilidad. Los impuestos se pagan, y quién exige el destino de ese dinero?... si vas con tus padres a la atención médica, y hay unas colas inmensas, y retrasan su operación, o el tratamiento.

Que los políticos se pongan manos a la obra, que la fiesta también va con ellos, y se dediquen menos a hacerse la foto, que ya no engañan a nadie, y se dediquen a atender las necesidades de la gente, que son muchas. Que dejen de recortar servicios, y al contrario, que los acerquen a los pueblos.

Aldeadávila de la Ribera, Arribes del Duero. Salamanca. 

jueves, 7 de enero de 2016

Enrique III de Trastámara y Ledesma 1390-1406

La Historia diferente de LAS ARRIBES DEL DUERO, parte 120.


El reinado de Enrique III [1](1390-1406) se abrió con una minoría de edad presidida por desavenencias entre los nobles, en relación con el Consejo de Regencia, y la necesidad urgente de un Tratado de paz con Portugal. Las Cortes de Burgos de 1392 deciden que el Consejo de Regencia esté integrado por las personas que Juan I había señalado en su testamento, y es aquí cuando repercuten en las tierras de Salamanca las divisiones que tienen lugar en las altas esferas políticas del reino.
El rey había enviado como frontero a Salamanca al maestre de Calatrava, don Gonzalo Núñez de Guzmán con 400 lanceros, pues había terminado la paz con los con los portugueses, pero debe acudir al alcázar de Zamora a pacificarlo. Las condiciones para pacificarlo era que Ledesma pasara a formar parte de los dominios de Nuño Núñez.
Pero cuando todo parecía solucionado, fueron los habitantes de Ledesma quienes no quisieron aceptar las condiciones.
Ellos eran vecinos de una frontera peligrosa, y con una tregua de paz que había expirado recientemente, no se fiaban del hombre que les habían enviado como “alcayde”, y escribieron al rey para que revocaran tal decisión, pues tenían miedo de que iniciada la guerra, Nuño Núñez los entregara a Portugal. Incluso amenazaron al rey con la promesa de que, si llegaba Nuño Núñez a Ledesma, ellos marcharían a otra parte, abandonando Ledesma: “pues no se querían tener en aventura sus cabezas”.
El rey solucionó el conflicto logrando que Nuño Núñez  renunciara a Ledesma en 1393.
Foto antigua de Puerta en el Castillo de ZAMORA. Asociación cultural benito Pellitero. Fuente: Otto Wunderlich. F.P.H.



[1]         GONZÁLEZ GARCÍA, Manuel: “SALAMANCA en la Baja Edad Media”. Ediciones Universidad de Salamanca, 1982. ISBN: 84-748-12054. pp 22 a 30.

martes, 5 de enero de 2016

Las negociaciones entre portugal y el reino de Castilla, 1399

La Historia diferente de las Arribes del Duero, parte 119.

Lo primero desearos a tod@s feliz año 2016, y que se vayan cumpliendo todos vuestros deseos y necesidades.

Y ahora, vamos con la HISTORIA de nuestro pequeño pedacito de tierra que son LAS ARRIBES DEL DUERO.

A raíz del gran conflicto con Portugal de 1383-1385, la dinastía de Trastámara, pierde su oportunidad de reinar también sobre Portugal y de unificar ambas coronas. A partir del tratado de paz se abre un período de conversaciones que recomponen el status de cada país, y las relaciones diplomáticas desembocando en “las Paces de Tordesillas”.
Las negociaciones previas a dicho tratado se desarrollaron entre los años 1380 y 1410, representando a Portugal los diplomáticos: Lourenço Anes Fogaça, Alvar Gonzalez Camelho, Joao das Regras y el obispo Joao Affonso de Azambuja, y por parte castellana: fray Fernando de Illescas, Antón Sánchez de Salamanca y Pero Sánchez del Castillo.
Las funciones diplomáticas derivadas de la naturaleza militar y territorial de un tratado están llevadas a cabo por los apoderados para una restitución completa de plazas fuertes, castillos y posesiones, por los rehenes y sus guardadores, los receptores de pleitos-homenajes y los jueces de límites y reintegro de prisioneros[1].
La primera fase de los tratados se basa en los momentos finales de una nueva ruptura bélica que tuvo lugar a partir del verano de 1396. Los resultados de estas primeras negociaciones fueron muy escasos, porque sólo se consiguió una tregua de cuatro meses hasta el mes de julio de 1396.
La segunda fase de las gestiones, se dieron en el mes de diciembre, y en menor grado en los intentos durante el verano, entremezclados con escaramuzas guerreras.

Responden al establecimiento en el mes de diciembre de un nuevo cese de las hostilidades de otros cuatro meses, pero que de hecho se prolongaron hasta la firma del tratado, que reguló la “Tregua larga de 1402”.
Las negociaciones se desarrollaron en las proximidades de la villa de Villanueva de Barcarrota, y durante ellas hubo que sofocar por parte de los castellanos los intentos de connivencia que se dieron con los lusos en la frontera extremeña, lo que se plasma en el apresamiento del alcaide de la villa, que era hermano de un mantelero mayor de dom Joao I, y de un fraile recién llegado de Portugal, y sospechoso de espionaje. 
Hasta la llegada de Aljubarrota, la frontera medieval entre los dos reinos era mucho más permeable, no era una línea rígida y cerrada[1]:
“Si ninguna frontera medieval constituyó una barrera rígida, ésta resultaba en las dinastías anteriores a los Avís un espacio discutido, entre otros factores, por las apetencias expansivas de los concejos, la extensión de algunas sedes diocesanas y abadengos a ambos lados de la frontera y el frecuente cambio de titularidad de ciertas plazas y núcleos. A partir de Aljubarrota surge una mayor separación entre ambos estados”.
Calle de balborraz, ZAMORA, años de 1950. Colección de las Asociación Benito Pellitero. Fuente: "Memoria gráfica de ZAMORA".
En la vertiente portuguesa no se tienen noticias de haber existido una reacción semejante con relación al alcaide de Olivenza, o de otros concejos vecinos. Sin embargo, en las regiones de Tras-os-Montes, Entre-Douro y Minho, sí constituyó una constante la confiscación de los dominios de monasterios cistercienses gallegos y leoneses (como el de Tábara) a lo largo de todos los conflictos bélicos de los siglos XIV y XV. Por otra parte, el reforzamiento de todos los castillos portugueses desde Tras-os-Montes hasta el Guadiana, entre las décadas de 1360 a 1410, podría obedecer a una doble razón: las operaciones militares de largo alcance y la necesidad de prevenir traiciones puntuales. El principal defensor de esta línea militar fortificada fue precisamente el diplomático: Nuno Alvares Pereira.[2].



[1]         BECERIRO PITA, Isabel: “Las negociaciones de Aljubarrota…”.
[2]         LOPES PIRES NUNES, António: “O castelo estratégico português e a estratégia do castelo em Portugal”, Lisboa, 1998, pp. 42-43 y 141-144.


[1]         BECEIRO PITA, Isabel: “Las negociaciones entre Castilla y Portugal en 1399”, aparecida en Revista da Facultade de Letras.

martes, 1 de diciembre de 2015

DISCOTECA "EL PARAISO": Aldeadávila de la Ribera

Primero, donde había una fuente se instaló el primer bar "El PORRÓN", con una bonita zona detrás, en contacto con la naturaleza, lo que era una novedad en aquellos bares del pueblo, metidos entre las angostas calles.







Aquello funcionaba, y las parejas de aquellos 60 solían quedar a tomar un café, o un vino en EL PORRÓN. Aquellos años de Hollywood de la presa de Aldeadávila, con sus contratistas, y sus 2.000 obreros. Así que se amplió acertadamente el negocio, con un pequeño hostal, y las visitas al pueblo siempre llenaban sus habitaciones. 
A los hijos les gustaba la música, ensayar, y tenían en la parte posterior de la cafetería una batería, la guitarra, un equipo completo. Transformó su nombre por el evocador "EL PARAÍSO"...el referente de las cafeterías y bares de un pueblo como Aldeadávila que quería ser moderno, y competir, ¿porqué no? con Vitigudino.






Con el boom de las discotecas, más o menos por los años en que John Travolta arrasaba con su baile en "Saturday night fever" comenzaron las obras en la trasera, la parte que unía la cafetería con la fresca terraza exterior. Fue a finales de junio cuando los carpinteros, y los electricistas terminaban con aquella obra de arte que iba a ser la discoteca de toda la comarca, el referente de sueños, y amores de juventud de aquellos bailongos años 70. 

Canciones tan hermosas como:
HOTEL CALIFORNIA

Noches de blanco satén de los Moody Blues

The house of the raising sun de los ANIMALS

y How deep is your love, o Too much heaven de los Bee Gees

sonaban con toda su fuerza, y las parejitas de adolescentes se abrazaban soñando...







sábado, 28 de noviembre de 2015

Noches de ilusión: DISCOTECA PARAISO

Así empezaban "los agarraos" en la DISCOTECA PARAISO de ALDEADÁVILA cuando éramos jovencitos, era el momento de abrazarse, de soñar...Se barría la sala, unas parejas pocas, ya lo tenían claro, los chicos mirando en círculo las caras de ellas, una posible sonrisa de complicidad. Un movimiento negativo de cara, unas manos a punto de abrirse, y las luces en el centro girando y girando, como las parejas debajo...

La noche empezaba con baile suelto, después la sesión de agarrao, cuando te cansabas de bailar, escaleras, subir a la maravillosa terraza, otra copa, bajar, otro baile, suelto, y al final...las alegres rumbitas, que algunas bailaban maravillosamente.

Hacia las tres o las cuatro, el desfile por la calle, alargando la noche lo máximo posible.

¡Qué tiempos de verano en Aldeadávila!

NOCHES DE BLANCO SATÉN




Cuántas parejas de la zona, de la Zarza, de Masueco, de Aldeadávila de la Ribera se formaron aquí dentro. Donde ahora está el cuadrado del Restaurante El Paraíso era la discoteca, no mucho espacio, pero eran los momentos más queridos de las noches de verano.

viernes, 20 de noviembre de 2015

La otra SALAMANCA, en el estado de Nueva York (USA)

Curioso, pero en Estados Unidos de América tenemos nuestra ciudad hermana. Con una población mucho menor, unos 6000 habitantes, más o menos, es una bonita ciudad muy pequeñita situada en una reserva india, la única en todo el mundo. La Reserva se llama Allegany State Park.

Con una naturaleza virgen y poderosa, sus numerosas cascadas, grandes y pequeñas, es increíble que esta belleza verde y azul esté tan cerca de Manhattan, de la gran manzana...



Por hacer comparaciones, que tanto nos gustan, es como si la Salamanca nuestra fuera del tamaño de Alba de Tormes, y en lugar de estar en la tierra de cereal de Salamanca se ubicara en el Parque Natural de Las Arribes del Duero, más o menos donde Aldeadávila de la Ribera.

Continuando con esta metáfora, vemos las Bridal Falls como el Pozo de los Humos -de Masueco y Pereña de la Ribera-, pero con más caudal, el Allegany Reservoir como el Embalse de Aldeadávila, o en inglés podría ser... el Aldeadávila Reservoir...el caudaloso y sinuoso Duero es el Allegany River, o Douro River.



El Allegany Reservoir se formó con la presa Kinzua, como el de la presa de Aldeadávila -Aldeadavila Dam-.

 Allegany: Kinzua Dam


Arribes del Duero: Aldeadavila Dam
El Parque Estatal (NY) de Allegany, de propiedad india (los Séneca) está también en una frontera, como el nuestro de las Arribes entre Nueva York (Salamanca y Zamora) y Pennsilvania (Trás-os-Montes Portugal).



También se tiene orgullo de las formaciones rocosas, que son la historia de la reserva india, 



de las cabañas de madera, como ocurre con las "Cabañas Miraduero" que Doña Julia, la panadera, regenta en los altos de Aldeadávila de la Ribera...


Allegany State Park: alojamientos en cabañas





Cabañas Miraduero, de doña Julia, en Aldeadávila de la Ribera. SALAMANCA Spain




En esto son todo parecidos, ¿cuál es la diferencia?. Que ellos están en el Estado de Nueva York el más potente de la nación más potente... y nosotros......en Castilla y León.



A lo largo de la ruta 17, se encuentra el Parque estatal más grande del Estado de Nueva York: el Allegany State Park. Lo limitan la Allegany Indian Reservation, en NY y ya en el estado de Pensilvania , al sur el Allegany National Forest.

En el Allegany State park se pueden hacer excurisones, navegar en barca, pescar en el lago, y en el río Allegany River, y cazar toda clase de animales, entre ellos ciervos y osos. Se puede también acampar durante todo el año.

Justo, en la parte norte del Parque Natural se encuentra SALAMANCA, la única ciudad del mundo situada dentro de una Reserva india. Fue construida por los maganates de las industrias de la madera y del ferrocarril, a fines del s. XIX, entre ellos el español Marqués de Salamanca, de donde tomó el nombre. Éstos negociaron con los indios unos alquileres escandalosamente bajos, que expiran hacia el año 2030. Los indios Séneca, dueños de su propia tierra ancestral piden alquileres más justos, y una mayor libertad para gestionar su propio Parque natural Allegany.




sábado, 14 de noviembre de 2015

La batalla de Aljubarrota

La batalla de Aljubarrota, y las negociaciones entre Castilla y Portugal de 1399.
La Historia diferente de las Arribes del Duero- párte 118
A raíz del gran conflicto con Portugal de 1383-1385, la dinastía de Trastámara, pierde su oportunidad de reinar también sobre Portugal y de unificar ambas coronas. A partir del tratado de paz se abre un período de conversaciones que recomponen el status de cada país, y las relaciones diplomáticas desembocando en “las Paces de Tordesillas”.

Las negociaciones previas a dicho tratado se desarrollaron entre los años 1380 y 1410, representando a Portugal los diplomáticos: Lourenço Anes Fogaça, Alvar Gonzalez Camelho, Joao das Regras y el obispo Joao Affonso de Azambuja, y por parte castellana: fray Fernando de Illescas, Antón Sánchez de Salamanca y Pero Sánchez del Castillo.
Las funciones diplomáticas derivadas de la naturaleza militar y territorial de un tratado están llevadas a cabo por los apoderados para una restitución completa de plazas fuertes, castillos y posesiones, por los rehenes y sus guardadores, los receptores de pleitos-homenajes y los jueces de límites y reintegro de prisioneros[1].
La primera fase de los tratados se basa en los momentos finales de una nueva ruptura bélica que tuvo lugar a partir del verano de 1396. Los resultados de estas primeras negociaciones fueron muy escasos, porque sólo se consiguió una tregua de cuatro meses hasta el mes de julio de 1396.
La segunda fase de las gesiones, se dieron en el mes de diciembre, y en menor grado en los intentos durante el verano, entremezclados con escaramuzas guerreras. Responden al establecimiento en el mes de diciembre de un nuevo cese de las hostilidades de otros cuatro meses, pero que de hecho se prolongaron hasta la firma del tratado, que reguló la “Tregua larga de 1402”.
Las negociaciones se desarrollaron en las proximidades de la villa de Villanueva de Barcarrota, y durante ellas hubo que sofocar por parte de los castellanos los intentos de connivencia que se dieron con los lusos en la frontera extremeña, lo que se plasma en el apresamiento del alcaide de la villa, que era hermano de un mantelero mayor de dom Joao I, y de un fraile recién llegado de Portugal, y sospechoso de espionaje. Hasta la llegada de Aljubarrota, la frontera medieval entre los dos reinos era mucho más permeable, no era una línea rígida y cerrada[1]:
“Si ninguna frontera medieval constituyó una barrera rígida, ésta resultaba en las dinastías anteriores a los Avís un espacio discutido, entre otros factores, por las apetencias expansivas de los concejos, la extensión de algunas sedes diocesanas y abadengos a ambos lados de la frontera y el frecuente cambio de titularidad de ciertas plazas y núcleos. A partir de Aljubarrota surge una mayor separación entre ambos estados”.
En la vertiente portuguesa no se tienen noticias de haber existido una reacción semejante con relación al alcaide de Olivenza, o de otros concejos vecinos. Sin embargo, en las regiones de Tras-os-Montes, Entre-Douro y Minho, sí constituyó una constante la confiscación de los dominios de monasterios cistercienses gallegos y leoneses (como el de Tábara) a lo largo de todos los conflictos bélicos de los siglos XIV y XV. Por otra parte, el reforzamiento de todos los castillos portugueses desde Tras-os-Montes hasta el Guadiana, entre las décadas de 1360 a 1410, podría obedecer a una doble razón: las operaciones militares de largo alcance y la necesidad de prevenir traiciones puntuales. El principal defensor de esta línea militar fortificada fue precisamente el diplomático: Nuno Alvares Pereira.[2].


El río Tormes con el Duero forma un triángulo maravilloso en las Arribes: Fermoselle, Villarino de los Aires, Bemposta.
Sobrado y cachorros en una casa tradicional de VILLARINO DE LOS AIRES.


[1]         BECERIRO PITA, Isabel: “Las negociaciones de Aljubarrota…”.
[2]         LOPES PIRES NUNES, António: “O castelo estratégico português e a estratégia do castelo em Portugal”, Lisboa, 1998, pp. 42-43 y 141-144.
 


[1]         BECEIRO PITA, Isabel: “Las negociaciones entre Castilla y Portugal en 1399”, aparecida en Revista da Facultade de Letras.

lunes, 9 de noviembre de 2015

Desastres y pestes en la cuenca del Duero

Inundaciones y pestes en la cuenca del Duero durante el s.XV. 
La Historia diferente de las Arribes del Duero, parte 117.
Este siglo XV es bien conocido por tener unas fuentes históricas numerosas. Comienza con la peste del 1400. Esta peste fue tan mortífera, que las Cortes de ese año, celebradas en Cantalapiedra, permitieron a las viudas contraer matrimonio en el primer año de la viudez.
De las grandes lluvias del 1402-1403, no cabe inferir noticia cierta, pero sí en Valladolid, pues por privilegio de febrero de 1405 dado por Enrique III, se hacía merced para reparo de la cerca y el puente.
En el 1414 se recrudece la peste en Salamanca debido a la sequía. En 1418 se produce una falta de pan que dura tres o cuatro años. En 1422, riada en Salamanca, con daños en el Convento de los Monjes Benitos.
En 1433 nevó durante cuarenta días seguidos, especialmente en febrero. Por la Crónica del Halconero sabemos que fueron nevadas realmente extraordinarias. De 1433-1435 son “aquellas increíbles fortunas de aguas y nieves que duraron desde el 17 de octubre al 7 de enero” (serían pues 81 días). La “Crónica de Juan II” dice:
"En todos estos días nunca cesó agua o nieves”
Puig cita a Barrantes, que da como período de lluvias en Castilla desde Todos los Santos hasta el 25 de marzo, con grandes destrozos, especialmente en la Tierra de Campos. Un hambre general se siguió por haberse perdido las cosechas a consecuencia del exceso de agua. Conocemos también de los destrozos en este año en Valladolid y Medina del Campo, porque obligaron a Juan II a abandonar las obras de canalización del Zapardiel.
En 1443 hubo mucha hambre.
La ermita del Castillo en Pereña de la Ribera, lugar simbólico y de romerías como Laverde en Aldeadávila de la Ribera, ambos besando las aguas del DUERO.

viernes, 6 de noviembre de 2015

El paso a la Edad Moderna en las ARRIBES DE SALAMANCA

Los Condes de Ledesma en el paso entre la Edad Media y la época Moderna.

La Historia diferente de LAS ARRIBES DEL DUERO- parte 116.

 Don Beltrán de la Cueva (I Conde de Ledesma y Duque de Alburquerque) (1462-1490)
Un dato no muy tratado por los historiadores es el patronazgo de los Condes de Ledesma sobre el convento franciscano de La Verde, como queda suficientemente probado en las bulas papales, en las que el Papa da indulgencias o concede beneficios al Convento a raíz de peticiones de los Condes, o la misma representación de los Condes de Ledesma del siglo XV en los muros de la iglesia del Convento.
Sin duda que esta tradición de patronazgo continuaría siendo ejercida por el principal noble de este señorío Don Beltrán de la Cueva.
Don Francisco I Fernández de la Cueva y Mendoza (1490-1526)